(c)- prohibida la reproducción total o parcial del contenido de este blog sin la autorización expresa de su autor- Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.



Para ver las fotografías en mayor tamaño sólo tienes que clickar sobre ellas.

martes, 13 de noviembre de 2012

Castillo Sant Nicolau, Visto desde el bunker de Son Blanc.



Estratégicamente situado, el Castell de Sant Nicolau, es la primera imagen que impacta al visitante, cuando llega a Ciutadella por mar. Su situación, en la misma bocana del puerto, confiere un carácter espectacular a este castillo, catalogado como torre de defensa. Su construcción data del siglo XVI, cuando nuestras islas, y en este caso Menorca, vivía uno de los momentos más trágicos de su historia. Las continuas incursiones piratas, tenían aterrorizada a una población, que vio como diversos ataques turcos, como los de Maó (1535) y Ciutadella (1558), llevan a sus respectivas ciudades casi a una destrucción total. Ciudades que a punto estuvieron de ser abandonadas. Ante el peligro de despoblación, Felipe II ordenó la construcción de fortificaciones defensivas. Entre ellas, el Fuerte de Sant Felip en Maó y el Castell de Sant Nicolau. Construido en forma octogonal y con piedra de marés. En su construcción original la torre contaba con una batería de 6 a 8 cañones, situados en la terraza, zona de vigilancia y ataque. Hoy día, los cañones se encuentran en la entrada del castillo. Una escalera de caracol comunica la terraza con una torrecilla utilizada como observatorio. En el interior del castillo, en forma de bóveda, sostenida por una columna octogonal en el centro, y dispuesta así para soportar el peso de los cañones. Aquí es donde se guardaban lo víveres y el armamento, y así mismo servía como refugio para los soldados. El perímetro del castillo está protegido por un foso, y en su fachada resalta la belleza de sus esculturas barrocas.

No hay comentarios: